Tres miembros del Gobierno francés. investigados por el manejo de la pandemia del coronavirus

La justicia francesa abrió una investigación contra tres de los miembros del Gobierno que se encargaron de gestionar la crisis del coronavirus: el primer ministro, Édouard Philippe -que ya ha dejado sus funciones-, y los sucesivos titulares de Sanidad, Agnès Buzyn y Olivier Véran.

El Tribunal de Justicia de la República, competente para causas que implican a miembros del Ejecutivo en el ejercicio de sus cargos, indicó este martes en un comunicado que la Fiscalía abrió la investigación por el delito de abstenerse de luchar contra un siniestro.

Las penas por ese cargo pueden llegar a ser de dos años de prisión y 30,000 euros de multa.

El Tribunal de Justicia de la República dijo la semana pasada aceptar nueve de las 53 denuncias examinadas contra ellos, mientras que descartó 34 por falta de interés de los denunciantes para seguir el procedimiento o por estar incompletas, y una decena fueron archivadas.

Las denuncias las presentaron médicos, asociaciones y ciudadanos particulares desde el inicio del confinamiento a mediados de marzo.

Édouard Philippe dimitió el pasado viernes como primer ministro y fue sustituido por Jean Castex en el marco de la remodelación del Gobierno que ha llevado a cabo el presidente, Emmanuel Macron. Ahora asumió la alcaldía de la ciudad de Le Havre, tras ganar en la segunda vuelta de las elecciones municipales del pasado 28 de junio.

Agnès Buzyn había dejado el Ministerio de Sanidad a mediados de febrero para presentarse como candidata a alcaldesa de París, pero no fue elegida y es actualmente concejal en la oposición. Le sustituyó Olivier Véran, que sigue como ministro tras la remodelación del Gobierno anunciada este lunes y está al frente de la gestión de la crisis sanitaria. 

Macron apuesta por la continuidad para la reconstrucción económica

El presidente francés, Emmanuel Macron, apuesta por mantener a los principales nombres de su equipo económico dentro del nuevo Gobierno que deberá liderar la reactivación tras la crisis de la COVID-19, comenzando por el titular de Economía y Finanzas, Bruno Le Maire.

Precisamente a esa cartera se le añade ahora la de Reconstrucción, lo que deja a Le Maire como el gran responsable de diseñar la política económica del Ejecutivo, más aún después de que Hacienda se convierta ahora en un viceministerio, al frente del cual estará el antiguo socialista Olivier Dussopt.

El otro gran eje del equipo económico del gabinete será Trabajo, Empleo e Inserción, que gozará de mayores poderes para luchar contra la crisis y que dirigirá Elisabeth Borne, hasta ahora ministra de Transición Ecológica.

Al frente de esa cartera la sucederá otra mujer, Barbara Pompili, antigua dirigente de los Verdes, que abandonó para incorporarse al "macronismo" y que representará una de las pocas voces dentro del Gobierno que proceden de la izquierda.

En el Ejecutivo encabezado por el primer ministro, Jean Castex, se crea además el Ministerio del Mar, que ha recaído en la extitular de Ultramar Annick Girardin.

En Agricultura Macron ha colocado a uno de sus colaboradores más antiguos, Julian Denormandie, que le ayudó a levantar de la nada su proyecto político cuando ambos eran dos prometedores cargos socialistas y que ya había llevado la secretaría de Estado de Vivienda.

Mientras, el hasta ahora titular de Cultura, Franck Riester, pasará a dirigir Comercio Exterior como un viceministerio dependiente del primer ministro. 

Tomado de Vanguardia

Con información de EFE

Por: Redacción2

Encuesta

Con el nuevo decreto de que anunció Javier Corral acompañado de los ex gobernadores, ¿cree que bajen los contagios de Covid-19?

Notas recientes

Facebook
Comentarios