Senado pagó más de 200 millones a empleados que no se sabe que hacen

Familiares de senadores que ganaban más que el Presidente de la República, dieron pagos por un monto de 223 millones de pesos a mil 765 trabajadores de honorarios que se desconocía las funciones que realizaban, viáticos sin comprobar por más de un millón 900 mil pesos, así como más de cinco millones de pesos destinados al pago de estacionamientos, fueron algunas de las irregularidades que detectó la Auditoría Superior (ASF) en la revisión a las finanzas del Senado durante los cuatro primeros meses (septiembre-diciembre de 2018) de LXIV legislatura.

De acuerdo con la cámara alta, al iniciar la nueva Legislatura redujeron plazas y sueldos ante las anomalías, sin embargo, la efectividad se corrobora o desvirtuara una vez que la ASF le vuelva a realizar una nueva auditoría financiera.

De acuerdo con la auditoría a la "Gestión Financiera", a través de la partida 12101 "Honorarios" se detectaron pagos de más de 223 millones a mil 765 empleados con plaza, cobros que se desconoce por qué motivo se efectuaron, ya que no hay evidencia de que hayan trabajado.

El documento consultado por La Silla Rota menciona que, aparentemente, 135 "empleados" eran "administrativos", 551 estaban en "Comisiones Legislativas", 128 en "Grupos Parlamentarios" y 951 en "Unidades Legislativas".

"Al respecto, la Cámara de Senadores indicó que no cuenta con la comprobación de los servicios prestados y que es responsabilidad de las áreas en las que se encuentran adscritos verificar el cumplimiento de las actividades para las que fueron contratados", menciona el documento.

Nómina familiar con cargo a los contribuyentes

En la revisión a la plantilla laboral de la cámara de Senadores, la Auditoría Superior de la Federación detectó conflictos de interés, a través del otorgamiento de plazas a familiares de senadores. Algunos de los casos fueron directamente autorizados por la Junta de Coordinación Política, de la Mesa directiva o de la Secretaría General de Servicio Administrativos a pesar de que no tienen título o experiencia para el cargo.

"Se detectaron 68 trabajadores que son familiares de los Senadores, que no cuentan con estudios que acrediten su plaza, o que ceden su sueldo a otros empleados a través de cartas de poder. Sus sueldos van de los 15 mil pesos mensuales, hasta los 168 mil 200 pesos".

También destacan ocho casos de personal (hermanos y sobrinos) de legisladores contratados bajo el régimen honorarios para prestar servicios en "Asesoría en materia Legislativa", con sueldos que van de los 15 a los 70 mil pesos mensuales.

En tres de esos ocho casos, mediante cartas de poder, los familiares cedieron los derechos de cobro de sus pagos de nómina a otros prestadores de servicios adscritos a sus mismas áreas, además de que, con la revisión de sus expedientes y currículos, se observó que cinco de ellos no cuentan con experiencia en materia legislativa.

Al continuar con el desglose, la ASF identificó seis casos más de "empleados" contratados también bajo el régimen de honorarios para prestar servicios en "Asesoría en materia Legislativa", sin que tengan experiencia en dicha materia, y una más con la plaza de "Jefe de Unidad" sin contar con título profesional y sin tampoco acreditar que tiene con la experiencia que se requiere para ocupar el cargo al que fue asignado.

El caso más grave es el de 48 supuestos trabajadores que ganaban entre 30 mil y 168 mil 200 pesos a pesar de no tener un título profesional y de carecer de experiencia para el trabajo por el cual se les paga con cargo al erario público.

En ocho de los 48 casos, se autorizó de manera especial la asignación de plazas de mando medio, otorgándoles el nivel salarial más alto en el lugar del nivel de nuevo ingreso por instrucciones de la Junta de Coordinación Política, de la Mesa directiva o de la Secretaría General de Servicios Administrativos; asimismo, se identificaron 7 casos en los que, aun cuando cuentan con títulos profesionales, también fueron aprobados de manera especial por las instancias antes referidas.   

"En cuanto a casos de personal de mando medio adscritos a algún Órgano de Gobierno, no se acreditó el nivel de estudios, aunado que no se contó con evidencia de la autorización de la creación de las plazas ocupantes, cuyas percepciones brutas mensuales fueron de 143.9 miles de pesos, situación contraría a lo establecido en los Lineamientos de Racionalidad y Austeridad Presupuestaría 2018".

lasillarota senado.pdf by La Silla Rota on Scribd

Gastan 1.9 millones en comida, pero no lo comprueban

El estudio que realizó la Auditoría Superior de la Federación incluye el análisis a la partida 37602 "Viáticos en el extranjero para servidores públicos en el desempeño de comisiones y funciones oficiales".

El documento menciona que, entre los meses de septiembre y diciembre se destinaron un millón 971 mil 800 pesos, de los cuales sólo se entregaron recibos y documentos para acreditar 56 mil 700 pesos.

"El resto por 1,915.1 miles de pesos, corresponden a viáticos, nacionales e internacionales otorgados a Legisladores, los cuales de acuerdo con las Normas administrativas en materia de gastos de pasajes y viáticos nacionales e internacionales de carácter legislativo se dan por comprobados con la firma de recibido de éstos, por lo que no cuenta con ningún tipo de comprobante que acredite que las comisiones se efectuaron en los términos para los que fueron autorizados".

La ASF menciona que los senadores están obligados a presentar un informe dentro de los 30 días siguientes de la supuesta "comisión" para comprobar la recepción de los recursos, así como el gasto de los mismos con documentos fiscales.

Gastan cinco millones en estacionamiento

Las revisiones a las finanzas del Senado incluyen una auditoría a la "contratación de otros servicios", en la cual se incluyó el pago de 5 millones 655 mil 700 pesos para el pago de estacionamiento de vehículos a pesar de que el Senado cuenta con ese servicio.

En el documento la ASF menciona que los pagos por el servicio de estacionamiento incluyen 467 mil pesos por 56 vehículos que desde 2017 están sin usar.

"Se ejercicio un monto de 5,655.7 miles de pesos para la contratación de servicios de estacionamiento, y con el análisis de la documentación que soporta los pagos se identificaron 56 vehículos que se encuentran en estatus de baja desde el ejercicio 2017, los cuales permanecen resguardados en dos estacionamientos públicos contratados por el Senado y por los que se erogaron 467.7 miles de pesos de septiembre a diciembre de 2018.

Otras de las irregularidades son la coedición de seis libros en español, para cual se destinó un millón 235 mil 900 pesos. Sin embargo, se desconoce en donde se encuentran.

Tomado de Vanguardia

Con información de La Silla Rota

Por: Redacción2

Encuesta

El regreso de Ricardo Anaya al activismo político ¿a quién beneficia para la gubernatura de Chihuahua?

Notas recientes

Facebook
Comentarios