Llegan efectos de 'Florence' a EU

Carolina del Norte, Estados Unidos (13 septiembre 2018).- Las lluvias y fuertes vientos ocasionados por el huracán "Florence" comenzaron a azotar el jueves territorios de Carolina del Norte.

La tormenta avanza lentamente a lo largo de la costa sureste de Estados Unidos, donde amenaza con empapar las residencias de unas 10 millones de personas.

Los vientos máximos sostenidos de la tormenta registraron una baja desde 225 kilómetros por hora este jueves por la mañana a 165 kilómetros por horas unas horas más tarde.

Lo anterior redujo su categoría como huracán de 4 a 2, pero los meteorólogos dijeron que la tormenta -y la probabilidad de estacionarse en la costa durante varios días- eleva el riesgo de crecidas en la costa y de lluvias torrenciales.

"El tema realmente es el tamaño total de la tormenta", señaló Ken Graham, director del Centro Nacional de Huracanes.

"Entre más grande y lenta sea una tormenta, mayor la amenaza y el impacto. Y eso es lo que tenemos", añadió.

A las 11:00 horas (tiempo de Carolina del Norte) de este jueves, el vórtice del huracán se ubicó a unos 230 kilómetros al este-sureste de Wilmington, y avanzaba a una velocidad de 17 kilómetros por hora.

Los vientos se extendieron a 130 kilómetros desde su centro, mientras los vientos con fuerza de tormenta tropical se extendió a 315 kilómetros.

El ojo de la tormenta podría tocar tierra la madrugada del viernes cerca de los límites entre las Carolinas, para después continuar sobre la costa con fuertes precipitaciones y posibles inundaciones en ambos estados, de acuerdo con los meteorólogos.

Asimismo, se prevé que se quede estacionada en la costa el sábado sobre ambos estados, descargando agua la mayor parte del tiempo.

Los expertos prevén hasta 102 centímetros de lluvia durante siete días a lo largo de la costa mientras el centro de la tormenta se enfila hacia los montes Apalaches.

El Gobernador de Carolina del Norte, Roy Cooper, urgió a los residentes a permanecer en alerta a pesar de las cambiantes previsiones.

"No hay que relajarse, ni ser complacientes. Hay que mantenerse en guardia. Esta poderosa tormenta puede matar. Hoy esa amenaza se convierte en una realidad", indicó el funcionario.

En las zonas para las que se emitieron alertas o avisos de huracán hay 5.25 millones de residentes y 4.9 millones de personas más viven en zonas bajo alertas y avisos de tormenta tropical, informó el Servicio Nacional de Meteorología.

Sin embargo, se desconoce cuántas personas desalojaron la zona, pero los avisos afectaban a más de 1.7 millones en las Carolinas y Virginia, mientras que las aerolíneas cancelaron al menos mil vuelos.

El Presidente Donald Trump elogió los preparativos del Gobierno y pidió a la población que se aleja de la ruta de Florence.

"No jueguen con éste. Es grande", señaló desde la Casa Blanca.

Las cadenas de ferretería y materiales de construcción Home Depot y Lowe activaron centros de respuesta de emergencia para llevar generadores, bolsas de basura y agua embotellada a sus tiendas antes y después del paso de la tormenta. Las dos cadenas dijeron que en total enviaron alrededor de mil 100 camiones.

AP

Por: Redacción

Notas recientes

Facebook

Encuesta

¿Cree usted que el gobierno del estado cayó en dispendio de recursos por la celebración del Grito de Independencia?
Comentarios